1 de diciembre de 2020

85 años de Woody

Neurótico, hipocondríaco, pesimista, torpe e inquieto, pero por sobretodo talentoso, así es Woody Allen, el cineasta neoyorquino por excelencia (con permiso de Scorsese) que hoy ha cumplido 85 años de vida.


Con más de 50 películas bajo el brazo, Allen ha conquistado el corazón de varias generaciones de cinéfilos, que han reído y llorado con sus dramas, generalmente, disfrazados de comedia, que tocan temas tan humanos como el sexo, la soledad, la psicología y por supuesto, la muerte.

Su faceta como guionista es una de las más aplaudidas, posee el récord de la mayor cantidad de nominaciones (16) a los premios de la Academia en la categoría de mejor guion original, ganando sólo en 3 ocasiones con “Annie Hall”, “Hannah y sus hermanas” y más recientemente con “Midnight in Paris”. Su manera intelectual para desarrollar una historia sencilla, su sensibilidad para crear personajes femeninos profundos y complejos, su visión tragicómica de la vida, son un sello absolutamente reconocible.

Dentro de su obra se puede apreciar la influencia que ha tenido en él su cineasta favorito, el sueco Ingmar Bergman, además del italiano Federico Fellini. El cine de Allen está lleno de introspección, de filosofía, de arte, de seres humanos comunes resolviendo sus problemáticas de manera particular. La mayoría de sus protagonistas tienen mucho de él: histeria, verborrea, torpeza, comicidad.
 
Además de sus películas, Allen ha dejado un increíble legado en el mundo teatral como dramaturgo e incluso como actor, con obras como: Don’t Drink the Water (1968), Play It Again, Sam (1969, adaptada a la gran pantalla en 1972), A Second Hand Memory (1989), Honeymoon Motel (2011) o Bullets Over Broadway (2014), varias de ellas consiguieron Premios Tony y largas temporadas en Broadway.
 
A pesar de no ser lo que se define como un galán, se ha casado en tres ocasiones y ha tenido romances con varias mujeres a lo largo de su vida. En 1956, el cineasta se casa con Harlene Rosen. Él tenía 20 y ella 17; sin embargo, su matrimonio duró poco tiempo. Diez años más tarde, se da una nueva oportunidad y se casa con Louise Lasser, una actriz que participa en tres de sus películas, pero desafortunadamente la relación no funciona y en 1970 se divorcian.

Allen conoce a la actriz Diane Keaton en 1969, teniendo un romance fugaz de sólo un año, aunque ella sigue participando en sus películas. La más importante en la carrera de ambos fue ‘Annie Hall’, cinta que se llevó casi todos los laureles importantes de ese año, incluída Keaton como mejor actriz.

Comenzando la década de los 80s, el director y escritor conoce a Mia Farrow, iniciando una relación que durará 12 años. Fue la musa más importante de su carrera, actúa en 13 de sus películas, y aunque estuvieron mucho tiempo juntos como pareja, nunca se casaron ni vivieron en la misma casa.

El final del idilio ocurre en 1992, Allen protagoniza un escándalo cuando Farrow encuentra fotografías de su hija adoptiva desnuda, Soon-Yi Previn, en la casa del cineasta. Él le confiesa haberlas tomado después de sostener relaciones íntimas con ella.
Soon-Yi por su parte admite que su primera interacción con su padrastro fue en 1991, tras ella sufrir una lesión en un partido de baloncesto de su escuela. 

En agosto de ese año, Woody se confiesa con Time Magazine: “Nunca he vivido con Mia. Nunca en toda mi vida dormí en el departamento de Mia, y nunca solía ir allí hasta que llegaron mis hijos hace siete años. Nunca tuve cenas familiares allí. No fui padre de sus hijos adoptivos en ningún sentido de la palabra. Soon-Yi nunca me trató como una figura paterna“.

Soon Yi y Woody, en medio de la polémica se casan en Venecia, el 23 de diciembre de 1997, matrimonio que permanece junto hasta el día de hoy.

“Rifkin´s Festival” es su más reciente trabajo cinematográfico, producido en España, se ha estrenado este año en el circuito de festivales, incluído San Sebastián.


TEMAS